Página de inicio
Sociedades Mercantiles
Sociedades Civiles
Administración
Concurso Acreedores
Urbanismo
Autónomos
Particulares
    Impuestos
    Divorcios
    Herencias
    Arrendamientos
    Traspasos
    Laboral
     Recursos Multas
Buscar
Nosotros

Extinción del contrato de trabajo


Extinción por mutuo acuerdo de las partes

El trabajador y el empresario pueden acordar en cualquier momento la extinción del contrato. Se asimila al mutuo acuerdo la dimisión del trabajador aceptada por el empresario.

También se considera extinción del contrato por mutuo acuerdo el pacto de prejubilación alcanzado con la empresa, en el que se regulan las compensaciones que va a percibir el trabajador por su cese anticipado.

Las partes contratantes ponen fin a la relación laboral de forma voluntaria y establecen libremente las condiciones de la extinción. Salvo que las partes acuerden lo contrario, el trabajador no tendrá derecho a indemnización alguna.

Extinción por causas consignadas validamente en el contrato:

El contrato se puede extinguir por las causas consignadas válidamente en el contrato de trabajo. Son causas válidas, siempre que no constituyan un abuso manifiesto de derecho por parte del empresario.

La causa de extinción debe constar por escrito, pero la resolución del contrato, una vez que aquella se produce, no requiere el cumplimiento de ninguna formalidad, salvo a efectos del desempleo.

Es el empresario quien debe comunicar al trabajador el cumplimiento de la causa y la extinción del contrato.

El trabajador tiene derecho a la prestación por desempleo si cumple los demás requisitos necesarios.

No hay derecho a indemnización, salvo pacto en contrario.

Extinción por el tiempo convenido o la obra o servicio determinado:

La expiración del tiempo convenido o la realización de la obra o servicio objeto de contrato, es la causa de extinción propia de los contratos temporales para la realización de obra o servicio determinado.

Cuando el contrato tenga una duración superior a 1 año, la parte del contrato que pretenda rescindirlo debe avisar a la otra con 15 días de antelación mínima. Si el empresario incumple ese plazo, indemnizará al trabajador con el salario correspondiente a los días de preaviso incumplidos

El trabajador cuyo contrato finalice por esta causa se encuentra en situación legal de desempleo, y si cumple los requisitos legales, tendrá derecho a la correspondiente prestación.

La extinción de los contratos de duración determinada celebrados a partir del 4-3-2001 genera el derecho del trabajador a percibir una indemnización de 8 días de salario por año trabajado o, en su defecto, la establecida en la normativa específica que sea de aplicación.

Esta indemnización no será de aplicación en los supuestos de extinción por expiración del tiempo convenido de los siguientes contratos:

- Contrato de interinidad.

- Contratos formativos.

Extinción por voluntad del trabajador: Dimisión o Cese voluntario

El contrato de trabajo puede ser extinguido por dimisión del trabajador. Para ello el trabajador debe manifestar su voluntad de extinguir la relación laboral, de forma inequívoca e indubitada. Tal manifestación puede ser:

- Expresa. El trabajador que decida poner fin a su relación laboral debe preavisar al empresario, con la antelación prevista en el contrato, en el Convenio Colectivo o según lo previsto en las costumbres del lugar, a fin de atender a la sustitución del trabajador.

El trabajador no puede oponerse a la dimisión, previamente emitida, por falta de acuerdo en la liquidación, pudiendo por el contrario reclamar las diferencias salariales.

- Tácita. Se considera que se produce una extinción del contrato por dimisión del trabajador cuando, no existiendo preaviso por escrito dirigido a la empresa, manifiesta su voluntad clara e inequívoca en ese sentido. Lo fundamental es la voluntad de extinción del contrato y no la existencia del preaviso.

En estos supuestos surge para el trabajador la obligación de reparar los posibles daños ocasionados al empresario, que puede ser sustituido, mediante convenio colectivo, por descontar del sueldo los días no preavisados.

Constituyen un supuestos de dimisión tácita del trabajador:

* El abandono del puesto de trabajo sin preaviso y sin alegar causa alguna.

* La falta de reincorporación al puesto de trabajo al finalizar la suspensión del contrato siempre que de su comportamiento se pueda concluir de manera cierta clara y terminante que desea extinguir el contrato.

Esta causa de extinción del contrato no constituye situación legal de desempleo, por lo que no se genera para el trabajador el derecho a percibir la prestación por desempleo.

 

CONSULTAS

Atención al Cliente

Atención al cliente

Teléfono

 902.99.58.51

Gratis por e-mail

Solo una consulta por persona

Consulta gratis


hacia arriba

Despido Laboral / Mobbing laboral

Edición Contáctenos Información
31/05/2008 Copyright © 2008  tuasesorialegal.com